Dumbo
7Nota Final
Puntuación de los lectores: (0 Votos)
0.0

El “declive” cualitativo de la filmografía de Tim Burton en las dos últimas décadas es uno de los temas más debatidos entre la gente cinéfila. El mismo director que en los 90 era un referente ético y estético para quienes sentían que no encajaban dentro de las normas sociales se ha convertido en la actualidad, según sus detractores, en un vendido a las grandes corporaciones (como si su tercera cinta no fuera una superproducción de la Warner Brothers). Si bien es cierto que parte de su carisma de paria social ha sido reemplazado por una floja caricatura, hasta sus últimas películas tenían destellos de ingenio. La tesis de que en realidad no va tan perdido como parece queda ratificada con su adaptación del clásico de Disney de 1941: Dumbo.

El mensaje de este Dumbo se puede leer perfectamente de forma metafórica y autobiográfica. El circo es el cine. El personaje de Danny DeVito es el propio Tim Burton, excéntrico y visionario, pero también humanista. El circo que dirige representa sus pelis más personales y el grupo de artistas que le rodean los colaboradores habituales del director (Depp, Bonham Carter, Keaton,…). El gran productor que pretende que le importa el arte, pero lo que quiere es exprimir a los artistas para lucrarse podría ser Harvey Weinstein con quien Burton colaboró, en una experiencia nada satisfactoria para el segundo, en Big Eyes. El personaje de Eva Green puede representar cualquiera de las actrices de las que el productor abusó. Finalmente, y forzando un poco el símil, Dumbo podría representar el espíritu creativo que solo “vuela” cuando es libre.

Por otro lado, a un nivel más terrenal, el filme propone una reflexión animalista sobre las penurias que viven los animales engaviados como los que viajan con algunos circos. La fuerza emocional de este deseo de libertad del elefante protagonista es la que dota esta película, tan formalista en el sentido narrativo, de una pureza instintiva.

Dumbo Tim Burton

Otro elemento a destacar es el acabado visual. Gracias a los magníficos trabajos de fotografía de Ben Davis (quien nos ha conmocionado recientemente con su aportación a Capitana Marvel), de diseño de producción de Rick Heinrichs y, evidentemente, de vestuario de la legendaria Colleen Atwood, Dumbo encuentra el punto de equilibrio entre la artificialidad digital virtuosa y el calor y la textura de les aventuras familiares clásicas. Una excelente muestra de esto es el diseño retro futurista de Dreamland y de los rupturistas e inimaginables espectáculos que allá tienen lugar. Resulta muy difícil emular la inventiva visual del cine de animación, pero en ciertos momentos de este filme (como la danza de les burbujas de jabón en forma de elefante) Burton lo consigue.

En cuanto al reparto, se han tomado grandes decisiones de cásting. Nico Parker (hija de Thandie Newton) es una verdadera revelación interpretando a uno de los personajes más interesantes de la cinta. El elenco de secundarios es exquisito. Por un lado, tenemos a los sospechosos habituales de Burton (Keaton, DeVito y, ahora también, Green) y por otro, nuevas y acertadas incorporaciones como Colin Farrell .

En resumen, una efectiva y emotiva historia sobre anteponer la libertad y la salud de los tuyos a la fama y el éxito, filmada con brío por un maestro (en horas bajas, pero no por eso deja de serlo) y con un reparto de lujo. Una buena opción para ir a ver en familia este fin de semana.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ús de cookies

Aquest lloc web utilitza cookies per tal d'oferir la millor experiència d'usuari. Si continues navegant estàs donant el teu consentiment a l'acceptació de les mencionades cookies i de la nostra política política de cookies, fes click a l'enllaç per més informació.

ACEPTAR
Aviso de cookies