La casa de Jack
7.5Nota Final
Puntuación de los lectores: (0 Votos)
0.0

Fue llegar él, Lars von Trier , y estallar la polémica. Horrorizó (como no) Cannes con su provocativa propuesta de “La casa de Jack”. En cambio (como no, de nuevo) sedujo a Sitges. La suya es una bajada a los propios infiernos de la mano de Jack (Matt Dillon), un psicópata/artísta que no tiene límite en su violencia .

Jack es un psicópata. Su pasión es la violencia. Su vicio, el detallismo obsesivo. Escrupuloso y brutal, Jack coleccionando víctimas a su refrigerador. Lars von Trier nos brinda una película que cambia con ironía el relato de asesinos en serie y que profundiza en los vínculos entre arte y violencia. Todo ello desde la autoconciencia: Von Trier filma el psicópata para reflexionar sobre su propia obra.

Horrorizó, no podía ser de otro modo, en Cannes. Luego sedujo, con alguna divergencia, en la sección oficial fuera de competición del pasado festival de Sitges. El trabajo del siempre interesante y polémico director danés, Lars von Trier es un irónico giro a las historias de asesinos en serie y que, por otra parte, aporta una reflexión entorno al arte y la violencia.

La casa de Jock Lars Von Trier

Von Trier desmitifica la figura del asesino en serie en cinco actos y un epílogo -que, personalmente, lo encuentro excesivamente largo y pesado-. Acto, por acto, acompañado de un humor negro, negrísimo Matt Dillon -que parece que nunca envejece, pero que está enorme interpretativamente hablando en esta película- se pone en la piel de Jack, un asesino en serie con trastorno obsesivo convulsivo (que provoca una de las escenas más cómicas) que cuenta su historia criminal. Con una violencia in crescendo que no tiene piedad ni de animales ni de criaturas y sin miedo a mostrarlo bastante explícitamente, Von Trier va asimilando la obra asesina de su personaje con el arte, incluso, al nazismo y demostrando que es un genio, pero también un enfermo como su Jack. Un genio que crea y baja a los infiernos por sus creaciones no siempre a gusto de todos

Una película controvertida, no apta para almas sensibles, ni para grandes públicos y que, podéis estar seguro, no dejará a nadie indiferente …. si la aguantáis entera.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ús de cookies

Aquest lloc web utilitza cookies per tal d'oferir la millor experiència d'usuari. Si continues navegant estàs donant el teu consentiment a l'acceptació de les mencionades cookies i de la nostra política política de cookies, fes click a l'enllaç per més informació.

ACEPTAR
Aviso de cookies