La noche del pasado jueves 9 de Febrero aterrizaron en Barcelona un puñado de jóvenes talentosos llegados directamente desde Inglaterra. Venían dispuestos a llenar la sala 2 del Razzmatazz, y lo consiguieron en parte, y es que aunque el público fue algo escaso, sus sonidos fueron suficientes para llenarlo todo.

Por un lado Declan McKenna, ese caballero sin espada del que ya os hemos hablado en más de una ocasión. Llegó con una puntualidad inglesa que nos cogió por sorpresa. Apenas 15 minutos después de abrir las puertas del recinto, ahí se plantó McKenna, con sus mallas negras, chaqueta oversize de rayas negras sobre amarillo, y un baño de purpurina en el rostro. Porqué a Declan aún no le ha dado tiempo a labrarse apenas un repertorio de más media docena de canciones, que si no eso de ser telonero se le quedaba pequeño. Ni una sala medio vacía, ni un sistema de luz y sonido funcionando a medio gas, impidió que Declan se entregara a fondo sobre el escenario.

Declan McKenna. Sala 2 Razzmatazz. Barcelona

Su media hora de actuación le dio para interpretar sus temas más vitoreados, empezando por su hit más reciente “Isombard”, pasando por su aclamado “Paracetamol”, su último sencillo “The Kids Don’t Wanna Come Home” o el mayor de sus éxitos, con el que se dio a conocer y con el que se despidió esa noche “Brazil”. Media hora que le dio también para presentar un nuevo tema, adelanto del que será su álbum debut, que no hizo más que acrecentar las ganas de tenerlo ya entre nuestras manos (del álbum hablo). Durante toda la actuación, Declan no paró de saltar, ahogarse de tanto salto, y de mostrarse cercano y agradecido, con esos tímidos y sonrojados “Gracias” (en español) que dirigía a un público quizás no tan entregado. Tal cual entró en escena salió, dejando su guitarra reverberando y chocando los cinco con alguien de su séquito al bajar del escenario. Se marchó satisfecho, vamos, y era para estarlo. Aunque ciertamente, nos quedamos con ganas de más.

El plato fuerte, sin embargo lo servirían los Blossoms, esos chicos de Manchester de largas melenas y sonido indie cargado de un renovado pop clásico con aires psicodélicos. Tom Ogden (voz principal y guitarra), Charlie Salt (bajo y coros), Josh Dewhurst (guitarra principal y percusión), Joe Donovan (batería) y Myles Kellock (teclado, sintetozador y coros), fueron igual de puntuales. A las diez en punto arrancaron con “At Most a Kiss”. Humo de ambiente, festival de luces y una sala ya mucho más llena (aunque no para tirar cohetes), en la que rápidamente se hizo evidente la presencia de mucho paisano mancuniano*, que cerveza en mano aclamaban a la banda como mandan los cánones anglosajones, con gritos profundos que salen del riñón: “Manchester!” “Manchester!”

Blossoms. Sala 2 Razzmatazz. Barcelona

Tom y compañía completaron un setlist de 15 temas en una hora, en la que demostraron que el escenario les sienta genial, que son una de esas bandas que crece en directo, que entre ellos hay una conexión especial curtida en el tiempo, y que su derroche de energía se materializa sobretodo en su música, que hizo vibrar al público mientras ellos apenas se despeinaban (la cara de palo del guitarrista Josh Dewhurst fue una constante, a pesar de ofrecernos algunos de los mejores/brutales momentos del concierto). ““Honey Sweet”“Getaway” o “Blown Rose” fueron algunos de los temas más celebrados en una noche que también incluyó una versión acústica de “Madeleine”, con Tom a solas en el escenario, y, no podía ser de otra forma, su mayor éxito “Charlemagne” clausurando la actuación. Al final todos nos volvimos un poco mancunianos*.

*mancuniano: gentilicio de Manchester.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ús de cookies

Aquest lloc web utilitza cookies per tal d'oferir la millor experiència d'usuari. Si continues navegant estàs donant el teu consentiment a l'acceptació de les mencionades cookies i de la nostra política política de cookies, fes click a l'enllaç per més informació.

ACEPTAR
Aviso de cookies