aaa+ 2017 new fashion cheap replica watches review outlet uk.
enjoy the best price buy swiss fake chopard at low 30 - 40% discount price.
we have all the fake patek philippe.
enjoy the replikas izle brand and low price.
Enemy
6Nota Final

Adam (Jake Gyllenhaal) es un profesor de universidad que vive en una monotonía exasperante, su infelicidad es terrible. Un buen día, descubre que tiene un doble y su obsesión por saber que es lo que está pasando será el detonante que lleve a dos parejas a una situación límite.

Para mi, enfrentarme a un nuevo estreno de Denis Villeneuve es un reto. Hay que entender que soy un ferviente admirador de los tres films que he visionado de él. Hablo de “Polytechnique” (un film de aprendizaje, pequeño) y dos obras maestras: “Incendies” y “Prisoners”.

El film, rodado el mismo año que “Prisoners”, parece sufrir de un guión poco trabajado. El texto parece algo endeble, los diálogos son, a veces, un tanto superfluos, y da la sensación de que con un material tan potente, el director podría haber ido mucho más allá, trabajar la miseria de un hombre atrapado en esa insatisfacción. También hay que decir, y me daréis la razón cuando la veáis, que el último plano se lo plano se lo podrían haber pensado un poquito más.

Una vez superado esa sensación antes comentada, reflexionando, llegas a la conclusión de que todo el film se desarrolla en un paisaje mental. Todo el argumento pasa dentro de la psique del protagonista e, incluso, me atrevo a decir que los protagonistas (hablo del personaje que interpreta Sarah Gadon, quien parece no tener importancia pero tiene tanto peso como el protagonista) viven un proceso de maduración, de búsqueda de una felicidad inalcanzable.

Enemy

Ello no justifica los errores de guión, es más, el problema mayor de este film es que está emparentado con “Carretera Perdida” (David Lynch, 1997) y la en la comparación sale perdiendo. La modestia que se entiende, lo personal que se puede extrapolar de la narración, choca con la fluidez argumental del film escrito por Lynch y Barry Giford y se atreve a ir más allá, no solo nos enfrenta a las relaciones sexuales de los protagonistas, también se atreve a enfrentarnos a sus frustraciones y la violencia implícita que hay entre los seres humanos.

Aunque pueda parecer lo contrario, es una película que si superas su ritmo, y la estática de la narración tiene puntos fuertes donde disfrutar de una manera excelsa; la fotografía de Nicolas Bolduc es maravillosa. De un tono tostado, deprimente, totalmente cercana a la sicología de Adam y, especialmente, es maravilloso como trabaja la ciudad como un ente violento, que deja a los personajes aislados, no se ven seres humanos en las calles, tan sólo donde deben estar. Eso refuerza el relato introspectivo.

Enemy

También es fundamental el trabajo de los actores, con unas condiciones tan complejas para dotar de realismo un relato tan inverosímil; es fácil gratificar el trabajo de Jake Gyllenhaal, ya que es un derroche de gestos y matices, pero, las dos actrices que hacen de sus parejas, Mélanie Laurent y Sarah Gadon, aceptan un rol totalmente secundario, trabajando con valentía la sexualidad del relato y dotando de profundidad unos personajes escritos de una manera tan plana.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Ús de cookies

Aquest lloc web utilitza cookies per tal d'oferir la millor experiència d'usuari. Si continues navegant estàs donant el teu consentiment a l'acceptació de les mencionades cookies i de la nostra política política de cookies, fes click a l'enllaç per més informació.

ACEPTAR
Aviso de cookies
X